jueves, 15 de octubre de 2009


Cuántas promesas se van con el tiempo. Hoy yo me ahogo en un mar de recuerdos. Yo construía un castillo de sueños que pronto se derrumbó. Cuando te vi en aquel bosque encantado un duende dijo que tú eras mi príncipe azul como si fuera por arte de magia llenaste mis dias de luz. Pero todo acabó, ya nada quedó entre los dos porque como en un cuento un enorme dragón nos robó el corazón. Por favor ¿dónde estás? tú eres mi otra mitad, siempre estaré esperando y yo sé que un dia regresarás. Y nuestra historia se pierde a lo lejos, no encontraré tu mirada en secreto y dibujando mi olvido en silencio con el color de un adiós. Yo me inventé todo un cuento de hadas pero al final nos ganó esa bruja tan cruel lo que soñamos quedó en el olvido y todo tu amor se perdió.

No hay comentarios:

Publicar un comentario